Para mi amiga la que más extraño.

Como me haces falta en mi vida diaria, en todos los sucesos de mi vida, cotidianos o trascendentes, siempre quiero tu opinión, tu consejo, tu abrazo, tu compañía, siempre me he sentido comprendida por ti; se que de verdad me quieres.

Extraño nuestras ganas de escuchar cada detalle de las miles de historias, sin omisiones, de los hechos y las emociones que ellos despertaban, la presencia entera de escuchar con empatía y la libertad de expresarlo con nulo miedo al juicio. Me acostumbré a tenerte cerca.

Me consta que desinteresadamente quieres lo mejor para mi y eso es dificil de encontrar, me duele que estemos separadas en este momento de nuestras vidas porque nunca quiero dejar de conocerte o acompañarte, ser para ti lo que tu eres para mi.

Gracias porque cuando te tenia cerca aligeraste lo que parecía difícil, aunque era fácil. Hoy que estas lejos y a veces las cosas parecen difíciles, te escribo para recordarte lo que significas para mi y lo mucho que aportas a mi vida sin siquiera hacer contacto.

Siempre te extraño, pero también, siempre te siento presente.

Andrea.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s